Diabetes y enfermedad periodental

dentist-428650_960_720

 

Usted sabe acerca de su diabetes, pero ¿sabía que la diabetes y las enfermedades de las encías (periodontales) se afectan entre sí? Una buena salud bucal no sólo mantiene la boca y las encías libres de infección, sino que también puede tener un efecto positivo en el control de la diabetes.

Las personas que padecen diabetes tienen entre 2 y 4 veces más probabilidades de sufrir enfermedad periodontal, el 50% más de pérdida ósea y de dientes así como más infecciones de las encías.

Cuanto menos controlada esté la diabetes, mayor será el riesgo de enfermedad periodontal. Existen varias razones para ello:

  • Las personas que padecen diabetes tienen una capacidad reducida para combatir las infecciones. El tejido de las encías y de la mandíbula se deteriora debido a la infección continua.
  • Así como la diabetes disminuye el flujo sanguíneo a los ojos y los riñones, también disminuye el flujo hacia la boca. Esto hace que las encías tarden más en curarse. El alto nivel de azúcar, incluso sin que haya infección, también interfiere en la cicatrización del tejido que sostiene los dientes en su lugar.
  • La pérdida de dientes puede dificultar la masticación y digestión de alimentos, lo que a su vez interfiere con la capacidad del paciente para mantener una buena nutrición y controlar sus altos niveles de glucosa en sangre.

consejos para pacientes con diabetes

Así como la diabetes puede aumentar las probabilidades de que un paciente sufra enfermedad de las encías, el hecho de tener enfermedad de las encías puede hacer que los pacientes con diabetes tengan más dificultades para controlar su nivel de glucosa en sangre.

La enfermedad de las encías aumenta el nivel de inflamación que, como en cualquier otra infección, puede aumentar los niveles de glucosa en sangre. De hecho, el área de las encías comprometida tiene aproximadamente el tamaño de la palma de la mano. Nadie debería dejar tanta infección sin tratar. Además, se sabe que las bacterias que causan estas infecciones liberan sustancias químicas que pueden propagar la enfermedad a otras partes del cuerpo, por ejemplo, el corazón. Por lo tanto, es importante que los pacientes diabéticos busquen tratamiento para la enfermedad de las encías y que eliminen la infección, para ayudar a mantener los niveles de glucosa en sangre bajo control.

¿qué puede hacer su dentista o periodoncista (especialista en encías) por usted?

Las enfermedades de las encías se consideran cada vez más una de las seis complicaciones principales de la diabetes. Por lo tanto, es importante que los pacientes diabéticos cumplan con sus citas dentales estén al tanto de las opciones de tratamiento y mantengan informado a su dentista y/o periodoncista acerca de cualquier cambio en su salud dental o general.

Los pacientes diabéticos que reciben tratamiento para las encías, especialmente si se lo combina con antibióticos, pueden observar una mejoría en sus niveles de glucosa en sangre. En la mayoría de los casos, los tratamientos serán similares a los que reciben los pacientes que no tienen diabetes. Las primeras etapas del tratamiento pueden incluir raspado de sarro periodontal y de raíz, donde se retira la placa y el sarro de las bolsas alrededor de los dientes y se suavizan las superficies de las raíces.

Algunos pacientes pueden necesitar tratamientos adicionales si su enfermedad está más avanzada.

Es conveniente que los pacientes con diabetes programen sus citas por la mañana después de un desayuno normal para prevenir un descenso de la glucosa en sangre.

También es conveniente que los pacientes diabéticos lleven sus medicamentos y algún alimento cuando visiten al dentista.